Top Peliculas Narcos Temporada 3 Juego de tronos Temporada 7

Nymphomaniac. Volumen 1
1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars
Loading...

Calificacion 6,8
Género:

Drama

País: Dinamarca
Duración: 117 min.
Año: 2013
Director: Lars von Trier
Reparto:
Charlotte Gainsbourg, Stellan Skarsgård, Stacy Martin, Shia LaBeouf, Connie Nielsen, Christian Slater, Nicolas Bro, Jesper Christensen, Uma Thurman, Caroline Goodall, Kate Ashfield, Saskia Reeves, Jens Albinus, Sophie Kennedy Clark, Omar Shargawi, Severin von Hoensbroech

Castellano Trailer

Nymphomaniac. Volumen 1

Historia de una ninfómana contada por ella misma. Una fría noche invernal, un viejo solterón (Stellan Skarsgård) encuentra en un callejón a una joven (Charlotte Gainsbourg) herida y casi inconsciente. Después de recogerla y cuidarla, siente curiosidad por saber cómo pudo haber llegado esa mujer a semejante situación; escucha atentamente el relato que ella hace de su vida, una vida llena de conflictos y turbias relaciones. Para su estreno comercial se dividirá en dos partes. Hay una versión completa de cinco horas y media que sólo se verá en ciertos actos culturales. Nymphomaniac. Volumen 1

Critica:

El primer volumen de “Nymphomaniac” de Lars Von Trier se abre con largo un plano fijo de una pantalla en negro. Escuchamos un sonido, llegado un punto, y cuando se aparece la imagen se toma el punto de vista de la ninfómana en torno a la cual gira toda la película. La cámara sobrevuela los rincones, para contextualizar el escenario donde tendrá lugar el encuentro entre Joe (Charlotte Gainsbourg) y Seligman (Stellan Skarsgård). Lo que surgirá después, una narración en cinco capítulos (más tres que se añadirán en el Volumen 2), nos llevará a recorrer la vida de la primera desde sus dos años (brillante la escena de ‘la rana’) hasta su adolescencia tardía. La gran mayoría de la película recorre así el despertar sexual y plena posesión de las armas de mujer de una joven Joe (interpretada con fuerza por Stacy Martin), sin ningún pudor a la hora de representar y contar sus devaneos sexuales. A fin de cuentas, esto es la historia de una ninfómana convencida. Pero en una secuencia, se nos advierte “la historia no está extenta de sus dosis de moralina”.

Von Trier vuelve a jugar con nuestra expectativas, abordando una película que en su versión completa dura cinco horas y media, y que para su estreno comercial en cines se ha quedado por el camino sin casi un tercio del metraje, dividiendo el restante en dos volúmenes. Decisiones comerciales al margen, el Volumen 1 podría terminar así y no quedaría cojo, porque del inicio hasta el final hay una coherencia rotunda. Incluso aunque no supiésemos qué ocurrirá en los próximos capítulos que conforman la historia, ese peso ‘moral’ al que alude Joe ya se puede intuir en las imágenes iniciales, algo que se explicita además con ciertas conversaciones entre los dos personajes del tiempo presente. Lo que me sorprende de una película como ésta, que se ha vendido como “pornográfica” cuando en realidad hay bastante poco que sea explícito (dos, tres escenas cortas; el resto queda en desnudos parciales), es que vaya muchísimo más lejos que lo que se podía creer en un principio -que fuera una provocación- para verdaderamente interesarse por sus personajes. Trier no ha ido sobre seguro, dicho de otra forma, y ha decidido que aquí había un material certero, de entidad. Su cine se construye sobre lo turbio, pero rara vez ha estado tan bien controlado como en esta ocasión.

Esto no significa que la película no vaya a toda máquina, por supuesto. Trier, que además es autor del guión, convierte esta exploración interna de su protagonista en un mecanismo perfecto para hacer fluir momentos claves de una vida, enlazando ciertas filosofías o ideas (los paralelismos con la pesca o la construcción de la polifonía de Bach) con las imágenes que va gestionando. El montaje es extraordinario, imaginativo, pero afilado, y la dirección del danés tampoco se queda atrás. Lo que también destaca es el notable trabajo de todo su reparto. Desde las jóvenes actrices (con Martin a la cabeza) hasta los veteranos. Sin ir muy lejos, lo que hace Uma Thurman en el tercer capítulo es sencillamente milagroso, convirtiendo este bloque en el -para mí- más redondo de toda la película. Los contraplanos, el negrísimo y turbio sentido del humor, esos diálogos… Trier es muy, muy bueno.

“Nymphomaniac” (Volumen 1) está lejísimos de ser la mejor película de Lars Von Trier, pero es una valiosa, que se agradece en un año fuerte a nivel cinematográfico pero en el que ciertos autores han entregado trabajos por debajo de las expectativas. Muy recomendable y además deja con ganas de la segunda parte que, por las imágenes de adelanto que pueden verse en los créditos de ésta, promete ser muchísimo más loca. Si cabe.

P.D: “Nymphomaniac” (Volumen 1) quizá sea la mejor película de pesca de la historia.
P.D.2: “Nymphomaniac” (Volumen 1) podría ser además la versión Linklateriana de Kill Bill 3. Pobre Mamba.
P.D.3: Si el ingrediente secreto del sexo es el amor, no entiendo -a juzgar por sus películas- que Lars tenga tanta descendencia.
P.D.4: Si os ha gustado ésta, no perdáis de pista la excelente “Ongaku” (Yasuzo Masumura, 1972), “A l’aventure” (Jean-Claude Brisseau, 2008) e incluso “Jeune et Jolie” (François Ozon, 2013)

¿Hola? Nos podrias regalar un "Me gusta"